Publicado originalmente el 16.12.2014 en Contralobos 1er Blog

 

El pastor evangélico Javier Soto increpó en plena calle a Luis Larraín de Fundación Iguales

El evangélico “funó” al presidente de la organización pro-igualdad por su homosexualidad y por, supuestamente, asistir a orgías por su condición.

Chile: El "pastor" Javier Soto acosa a Luis Larrain

 

El pastor evangélico Javier Soto “funó” al presidente de la Fundación Iguales Luis Larraín en pleno centro de Santiago, acusándolo de faltar a la palabra de Dios por su condición homosexual y de, supuestamente, asistir a orgías con otros dirigentes de la causa.

El evangélico persiguió al dirigente junto a una Biblia. “No se te olvide que eres hijo de Dios, retoma el camino”, le señalaba, mientras Larraín apenas podía caminar por la vereda.

Tras esto, Soto aseguró que el líder de Iguales asistía a orgías con Rolando Jiménez y Óscar Rementería del Movilh, y el concejal de Providencia Jaime Parada.

Ante el evidente acoso, Larraín se acercó a una patrulla policial para pedir ayuda.

 

Fuente:

http://www.soychile.cl/Santiago/Sociedad/2014/12/09/292399/El-pastor-evangelico-Javier-Soto-increpo-en-plena-calle-a-Luis-Larrain-de-Fundacion-Iguales.aspx​

 


 

Opinión de la Noticia.

 

Esta fue la noticia publicada por el diario “SoyChile.cl” y la cuál quiero comentar brevemente y parecerá extraño que alguien cristiano evangélico como yo, pueda criticar al “pastor” Soto, ya que supuestamente estamos en el mismo camino, pero ya es el colmo lo que hace este individuo (el pastor Soto), es cierto que compartimos lo mismo en cuanto a algunas doctrinas evangélicas, por ej., yo también condeno toda inmoralidad sexual, sea esta: lesbianismo, homosexualismo, zoofilia, pedofilia, pornografía, adulterio, fornicación, etc.., pero, eso no significa que como cristianos evangélicos tengamos el derecho de acosar, gritar u ofender gratuitamente a nuestro prójimo, por más equivocados que ellos estén, al contrario, nuestra labor es decirles la verdad, pero con amor, y también respetando el derecho que tienen las personas a elegir, no se puede obligar a alguien a escucharnos, tienen el pleno derecho a rechazar el mensaje. Es claro que Luis Larraín no quiere oír el Evangelio, insistir en aquello es perder el tiempo, lo dijo Jesús en Mateo cap. 7, no debemos dar las perlas a los contrarios, a los que rechazan deliberada y abiertamente su Palabra, entonces, es aquí donde tenemos que aplicar el discernimiento espiritual.

Entonces, pienso que al pastor Soto le faltó tino, amor, entendimiento y discernimiento, para saber primero como comunicar el mensaje, luego para hacerlo sin caer en el legalismo y ofendiendo a “medio” mundo.

De verdad que a esta altura, ya resulta una vergüenza este caballero, nos está dejando muy mal como cristianos, es muy lamentable.

 

 

Atte. César Angelo.

contralobos@gmail.com

Facebook: Cesar Contralobos

Twitter: @Contralobos

Mi Canal de Youtube

Mis Predicaciones, Estudios Bíblicos y Reflexiones.

Iglesia Cristiana Tu Salvación

Anuncios